Sanación espiritual: Respiración para equilibrar nuestras energías

sanacion-respiritual-respiracion-para-el-equilibrio

La respiración puede ser una gran aliada para nuestra sanación espiritual, nos ayuda a conectarnos con nuestro entorno y nuestro estado interno

Uno de los principales aspectos a tener en cuenta para nuestra sanación espiritual es el equilibrio de las energías opuestas en nuestro sistema. Las energías agresivas y pasivas son las que nos permiten tomar acción o saber aguardar hasta que las cosas lleguen, nos permiten dar y recibir, escuchar o ser escuchados.

Cada uno de nuestros chakras funciona manteniendo estas energías en equilibrio, y cuando una predomina sobre la otra, nuestros centros energéticos comienzan a funcionar en distorsión, generando malestar.

Si bien mantener una conducta equilibrada es la mejor herramienta para mantener a nuestro sistema funcionando de manera balanceada y saludable, hay herramientas que podemos utilizar cuando por alguna razón nos desviamos del estado de equilibrio. La respiración es una de las más sencillas y accesibles, y hoy veremos cómo utilizarla para nuestra sanación espiritual.

Energías agresivas: Surya

Los impulsos agresivos son los que predominan en el hemisferio derecho de nuestro cuerpo, y están regidos por las energías de Surya (el Sol). Estas energías se generan en la zona de nuestro hígado y páncreas, utilizando para su circulación uno de los canales principales que corren a lo largo de la columna, llamado Píngala.

Las energías agresivas tienen mala fama pero son absolutamente necesarias para llevar una conducta equilibrada. Es precisamente esta mala fama la que llevó a su represión, lo que dio como consecuencia conductas violentas producto de las energías acumuladas en el sistema que pugnaban por expresión.

Cuando las energías agresivas se utilizan equilibradamente, la persona presenta un carácter decidido, extrovertido y expresivo, capaz de accionar en el momento correcto y de tomar decisiones bajo presión. Esta persona sabe poner límites y expresarlos adecuadamente, sin llegar a la violencia.

Energías pasivas: Chandra

Los impulsos pasivos están regidos por las energías Chandra (la Luna) y el canal energético Ida, que corre de manera espejada a su contraparte rodeando el Sushumna Nadhi, o canal principal que corre a lo largo de la médula espinal. Ida, junto con Píngala y Sushumna, constituyen tres de los canales energéticos más importantes de nuestro sistema.

Una pasividad equilibrada aporta a la persona la paciencia para saber esperar el momento más adecuado. Esta persona es capaz de dar a los demás el espacio necesario para expresarse, es abierta y receptiva, flexible e impasible.

Por otra parte, un exceso de esta energía vuelve a la persona sedentaria, permisiva, sometida e incapaz de reclamar su espacio personal. Este tipo de conducta también lleva a una fuerte represión emocional que puede surgir como un impulso violento, que es la característica de la emoción comprimida durante demasiado tiempo expresándose repentinamente.

Ambas caras de la moneda son contrapartes del mismo aspecto, y siempre deben funcionar en equilibrio. No hay una que sea mejor que la otra, las dos tienen su lugar y relevancia.

La respiración y los canales energéticos o Nadhis

En el momento de la respiración, los canales Ida y Píngala se ven estimulados por el Prana o energía que entra en el sistema junto con el aire. Es por eso que es tan importante respirar profundamente, siempre inhalando y exhalando por la nariz, ya que estos canales llegan hasta la zona del entrecejo, siguiendo el proceso de respiración.

Cuando siento un exceso en una de estas energías, puedo utilizar la estimulación del canal opuesto para devolverlas a un estado de equilibrio.

– Respiración sobre el lado derecho ó Surya: Indicado para la depresión, el cansancio, el desgano, el servilismo, la introversión, el exceso de frío en el cuerpo, la debilidad en el sistema inmune.

– Respiración sobre el lado izquierdo ó Chandra: Indicado para el enojo, la ansiedad, la hiperactividad, el estrés, la rigidez mental, la necesidad de control, el exceso de calor en el cuerpo, las contracturas musculares.

Ejercicio de respiración para equilibrar las energías.

Este ejercicio de respiración es muy sencillo. Simplemente taparé el orificio nasal del canal energético que se halla en exceso, respirando por el canal opuesto (respirando sobre el lado izquierdo o derecho según lo descripto previamente).

La respiración debe tener un ritmo constante, cuidando que la exhalación sea más larga que la inhalación, para dar tiempo al sistema a que absorba y distribuya correctamente el oxígeno y Prana. Puedo hacer una pequeña retención de aire de unos segundos de duración luego de la inhalación, para mantener el aire más tiempo dentro del sistema.

Al exhalar me aseguraré de expulsar todo el aire llevando el ombligo hacia la columna. De esta manera, el diafragma ejercerá presión sobre la parte baja de los pulmones, que liberarán del cuerpo todo el aire viejo, carente de energía.

Puedo mantener esta respiración durante 2 ó 3 minutos o hasta que sienta que comenzó a surtir efecto. Hay que ser cuidadoso de no excederse en la cantidad de respiraciones, es preferible repetir el ejercicio varias veces a lo largo del día o de la semana para que los efectos sobre el cuerpo sean graduales, y ganar mayor control sobre las energías.

Si la persona presenta diferentes comportamientos o características a lo largo del día, puede estar presentando un estado de desequilibrio generalizado. En este caso puede utilizarse la respiración alternada, cambiando el orificio nasal cada una o dos respiraciones, de modo que ambos canales energéticos se vean igualmente estimulados.

 

La respiración puede ser una de nuestras más grandes aliadas, nos ayuda a conectarnos con nuestro entorno y nuestro estado interno, a energizarnos y equilibrar nuestras energías. Ganar conciencia y maestría en nuestra respiración nos lleva un paso más cerca de retornar a nuestra verdadera esencia, y nuestra sanación espiritual.

Si te quedaron dudas o consultas respecto a estos ejercicios o el tipo de energía que está en desequilibrio en tu cuerpo, deja tu comentario para que podamos ayudarte.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s